martes, 1 de octubre de 2013

la interzona #36: dictando testamento



13 (Black Sabbath, 2013)

El disco del reencuentro sobrepasa fácilmente el leve poso de la nostalgia. Esto es algo más que un recordatorio de glorias pasadas. Ozzy, Iommi, Geezer... Solo falta el silvestre suicida de Ward pero el núcleo brilla en una unión poderosa que pocos esperábamos.

Este disco de los de Birmingham para el año 13 sorprende por varios flancos. En primer lugar es una recreación de un sonido, una música que sus seguidores no oíamos desde, como mínimo, "Sabbath Bloody Sabbath" (1973). Yo diría más y me atrevo a afirmar que han destilado lo mejor de sus tres primeros discos, la época más gloriosa del cuarteto. Esto nos lleva al segundo punto. Sí, las canciones suenan bastante a cosas ya escuchadas. "End of the Beginning" trata de maquillar un poco la aridez de "Black Sabbath" y "Zeitgeist" es un quiero-y-no-puedo-ser "Planet Caravan". Y sin embargo, suenan más que bien y no acaban de dejar sensación de déjà vu. En parte es por la pegada superlativa de esa producción de Rick Rubin, todo un maestro a la hora de captar la furia metálica. Y en parte también porque el combo se deja de tonterías y plantea las canciones en base a los tarareos planos de Ozzy sobre los brutales riffs de Iommi.

Black Sabbath parecen haber decidido tomar lo que es suyo. Si cientos de bandas llevan décadas saqueando su sonido, no podemos culparles porque traten de devolvernos parte de un pasado que si bien no pueden revivir, sí que pueden rememorar. No es pecado emplear tu estilo y volver a sacarnos la sonrisa con nuevos clásicos como "God Is Dead?" o "Damaged Soul". Riffs procesionales, electricidad sangrante... Black Sabbath, tan lejos de la perfección, han borrado cuarenta años de historia de un plumazo. Después de oir esto parece que nunca hayan existido ni "Heaven and Hell" (1980), ni Dio, ni Ian Gillan. Sin embargo, cuidado, no me gustaría exagerar. Esto es un buen disco, sin más. Ni glorioso ni putrefacto. Simplemente una despedida digna. Veremos si lo es o deciden intentarlo de nuevo. No sé qué sería mejor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario